jueves, 27 de febrero de 2014


La preocupación es como una mecedora; te mantiene ocupado pero no te lleva a ninguna parte.

No hay comentarios: