jueves, 27 de febrero de 2014


El camino por la vida es como una escalera... Hay que subir para lograr llegar más alto. Puedes detenerte, descansar, bajar o subir... pero al final lo que cuenta es hasta dónde has llegado. Yo llegaré lejos. No me quedaré toda la vida en el mismo peldaño.

No hay comentarios: