miércoles, 27 de febrero de 2013

Serie: Mujeres desesperadas




Hay una razón para que la gente esté deseando que llegue la Navidad y tiene muy poco que ver con las reuniones familiares, con saborear una taza de ponche, con ese beso inesperado bajo el muérdago o con recibir un regalo de una persona especial. No, la gente desea que llegue la Navidad porque sabe que es la época de los milagros.


No hay comentarios: