sábado, 2 de julio de 2011

Siempre recordare que fue al final de la tarde, en lugares que nadie te encontraría, solo en nuestro interior (Profundamente en nuestro interior). Cuando se siente la sacudida del mundo de las palabras, lo irreal es algo placentero desde la vida misma sin lugar a dudas, pero sin consonancia con los sentimientos esas palabras se quedan atadas en nuestras mentes y se nos hace un nudo en la garganta,no abrimos los libros de nuestra alegría, pero contamos todo lo que esta en el libro del dolor, fáciles palabras para herir a quien se ha engañado por aquellos capítulos que escribimos a diario con tinta de dolor, es como el viento a veces lo escuchamos pero no intentamos averiguar que nos intenta decir, también se de aquellos que se preguntan ¿Incomparable el corazón que inconsciente, siente al saber que no se ha estudiado a profundidad?. En remate diría el corazón.... al saber que desde que somos creados no lo hemos escuchado, aun mas duele cuando se quiere y no se pude pronunciar, si las palabras dicen poco, el alma debe ser desnudada sin guardar nada, todo el amor y cariño debe ser regalado, sin nada a cambio,recordamos de nuevo aquellas mentiras las cuales fueron al momento buenas para la conciencia pero malas para el corazón, se robaron aquellos suspiros esa mentiras que se convirtieron en trozos de querer y esos recuerdos nunca paran de llover, inventamos formas de querer buenas y malas, pero siempre con aquella conciencia la cual nos llevo al amor.

Ricas palabras destruyeron el amor y dejaron triste aroma de soledad en nuestros bolsillos,solo para el recuerdo de estas palabras a cada una de esas personas que puedan leerlas y les sirva de ayuda al momento de besar la almohada y sentir que esa esencia inolvidable hace falta en nuestra alma, que todas aquellas personas acepten la equivocación de sus vidas y al volver a intentarlo, tan solo un día bastara para cubrir la risa, y la luz que alumbre el corazón alumbre siglos de amor esperanza y que la soledad viva lejos de ti... aunque no se este a su lado...decir que el corazón a muchos grados bajo cero no aprendió a decir adiós, tan dominante y tan tonto le costo un mundo ser sincero y que así mismo se engaño, que fue caprichoso y que no se quería soledad y desamor, que se abraza la ausencia del cuerpo en el colchón, fue egoísta el corazón que te hecha de menos y ahora el mundo es pequeño...a pocas cuadras del infierno y a muchos kilómetros del cielo al pie del desamor eterno dio la vuelta y te busco y que pide devuelta ese amor ya que se cultivo como a una planta desde su semilla y ahora es una rama seca la cual requiere de amor para siempre.


Autor: Ashley Swestnyes Duarte Garrido

No hay comentarios: