domingo, 19 de diciembre de 2010

Libro "Perdona si te llamo amor"

En la vida no se puede tener todo; sin embargo, es necesario aspirar a ello, porque la felicidad no es una meta sino un estilo de vida.

1 comentario:

Maria dijo...

Este libro es precioso... pero yo me quedo también con estas:

"Un ruido de silla que se mueve, como si la hubiesen empujado. Después silencio. Ese silencio pleno. El silencio de los besos. Ese que habla de sueños y fábulas, de tesoros escondidos. Los más bellos. Y ella lo sabe. Y mientras aprieta con más fuerza la almohada piensa que quizá el amor verdadero sea un amor simple hecho de días juntos, cada cual con sus propios deberes y aficiones. Un amor hecho de risas y bromas, de proyectos que realizarse [..] Puede que sea preciso viajar antes de saber cuál es la meta adecuada para nosotros. Quizá cada vez que amas sea la primera."

o quizás esta:

"Noches de ventanas entreabietas para recibir un atisbo de primavera. Noches de colchas que protegen y recuerdos que dejan dudas y un sabor un poco amargo en la boca. Ella da vueltas y más vueltas. A veces el pasado hace que las almohadas resulten incómodas. Pero, ¿qué es el amor? ¿Existe alguna regla, una manera, una receta? ¿O es todo casual y sólo te queda si tienes suerte? Preguntas dificiles mientras el reloj con forma de tabla de surf colgado en la pared señala la medianoche."

"[...]Y comprender que tal vez amar es otra cosa. Es sentirse ligeros y libres. Es saber que no pretendes apropiarte del corazón del otro, que no es tuyo, que no te toca por contrato. Debes merecerlo cada día."

"[..]Cuando alguien a quien quieres se te va, intentas detenerlo con las manos, y esperas poder atrapar así también su corazón. Pero no es así. El corazóm tiene piernas que no ves. El amor no es una deuda que saldar, no regala créditos, no acepta descuentos.Dos lágrimas resbalan despacio, casi tímidas y preocupadas por no manchar la almohada. Ella se aferra a la almohada. Y por un instante se siente protegida por esa colcha que la separa del mundo."