sábado, 30 de octubre de 2010

No hay nada que sea permanente: el sol y la luna salen y después se ponen, al día claro y transparente le sucede la noche sombría y opaca. Todo cambia, de hora en hora. (Kalou Rinpotché)

No hay comentarios: